27 jun. 2016

POLO CREMOSO DE CHOCOLATE BLANCO CON AROMA A NARANJA Y FRAMBUESAS troceadas

Cuando el otro día hice el helado de plátano y chocolate -que antes de ser helado, quiso ser polo-, me gustó la ocurrencia. Así es que, teniendo en cuenta, que esos polos salen muy cremosos, de nuevo repito la experiencia.
Pero en esta ocasión, aunque la elaboración es más para helado, me voy directamente al formato de polo.
Con esto quiero decir que podéis aprovechar y hacerlo como helado. Sólo que en formato polo no tengo que mantecar, con lo que es más rápido.

Y vamos con los ingredientes:
para 6 polos:

  • 200 ml de leche entera
  • 130 ml de nata 35% de grasa (nata para montar)
  • 2 cucharadas de miel suave, de flores.
  • 100 g de chocolate blanco
  • Ralladura de una naranja que no sea muy grande
  • Unas cuantas frambuesas

Preparación:
  1. Calienta la mitad de la leche con la ralladura de naranja.
  2. Corta el fuego y echa el chocolate blanco y remueve hasta derretir. Incorpora la miel.
  3. Añade el resto de la leche y deja enfriar.
  4. Aparte monta la nata muy fría  y deja en lugar frío.
  5. Una vez que la leche y el chocolate estén fríos, mezcla con la nata, con movimientos envolventes para que no se baje.
  6. Rellena los moldes con trocitos de frambuesa natural. 
  7. La frambuesa la puedes pasar antes con un poco de azúcar y agua durante 10 minutos.
  8. Cuando la mezcla esté casi congelada, mete el palo para polos y termina de congelar durante 6 horas.
  9. Desmolda pasando por agua caliente, y a disfrutar.
  10. si lo vas a hacer como helado, ya sabes, remueve con varillas cada media hora una vez que esté en el congelador, en una fiambrera de cierre hermético, para que los cristales sean cada vez más pequeños y resulte un helado más cremoso. O bien, la mezcla resultante, la pones en una heladera... y sigues el proceso habitual que marque el fabricante.
Nota:  En vez de miel puedes utilizar azúcar invertido.
La miel es un anticongelante natural, por lo que es mejor que el azúcar, para que el helado resulte más cremoso. 



24 jun. 2016

PASTELES DE BELEM (Pastéis de Belém), PASTELES DE NATA, PASTELES DE ARROZ.... a saber

Pues no sé muy bien si son unos u otros. O una mezcla de ambos.¡Cuántas veces he visto por internet recetas y fotos de estos pasteles! Unas veces como pasteles de belem, otros como pasteles de nata, y otros con su nombre original, portugués, pastéis de belém. Pero también, pasteles de arroz (que dicen que, aunque no lleve arroz, originalmente se hacía con harina de arroz. Y que estos pastelitos vienen del Norte de España. 
Cierto es que me creaban curiosidad, pero no tanta como para buscar la receta y hacerlos.
Aunque en realidad, sería un trabajo arduo, puesto que la receta original,  de los pasteles de belém, según dicen, está guardada celosamente, y sólo tres personas en el mundo la conocen.
Cierto es que hay miles de recetas, con sus variantes.
Secreto. Tradición. Sabor. Recuperación.... palabras y conceptos que rodean a estos pasteles. 
La historia, como la tendría que copiar casi literalmente, os la dejo en este enlace. Entrad, si tenéis unos minutos, y disfrutad de todas sus curiosidades: Pasteles de Belem en la wikipedia

Y con el mismo tema, pero cambiando de tercio, hace pocos días, tuvimos una reunión en casa de una de nuestras amigas, bloguera, del grupo pipirranamlg.
Hacía tiempo que no nos veíamos, y menos con ella, con Eli. 
Me encanta cómo nos recibe siempre: cariñosa, con esa dulce sonrisa que te relaja, irónica en su justa medida, ocurrente, y sobre todo eso, muy atenta y cariñosa.
Nos puso para merendar unos pasteles de belem, y ya, ahí, mi curiosidad no fue tal. Pasó a quedarme prendada de estos pastelitos, con la versión con la que ella nos presentó, y fáciles, tan fáciles, que a los dos días ya hice tres hornadas. Y es que todo lo que hace Eli, me gusta. Tiene ese don de presentar sus platos con sencillez, pero con un toque precioso. 
Aquí os dejo su receta, sólo con algún toque, que en mi caso, ha resultado satisfactorio.
Ingredientes:
  • 100 gr de mantequilla 
  • 200 ml de nata para montar
  • 200 ml de leche
  • 2 huevos
  • 6 cucharadas de azúcar
  • 4 cucharadas de maicena (semi colmadas). Ni mucho, ni poco.
  • Ralladura de limón. Una pizca de canela
  • Frutos rojos para decorar.
Preparación:
  1. Precalienta el horno a 180ºC.
  2. Tritura todo en la batidora, y ponlo al fuego y remueve mientras se calienta y se convierte en una masa ligera, tipo crema pastelera o así. (Mi amiga Eli se ahorraba el paso de calentar al fuego, puesto que ella bate todo, y pasa directamente a rellenar los moldes y hornear). Y así lo hice la primera vez, pero creo que me gustan más haciendo la crema primero.
  3. Prepara un molde rígido o de silicona, de esos donde se ponen las magdalenas para hornear. Engrasa con espray desmoldante o con mantequilla.
  4. Acomoda las obleas de empanadillas, o discos de masa de hojaldre según tamaño.
  5. Rellena con la crema y hornea de 20 a 30 minutos, hasta que cuajen y se doren ligeramente.
  6. Se dejan enfriar unos minutos, y después se pasan a una rejilla.
  7. Las recetas que veo por ahí no van decoradas, y mi amiga Eli dice eso, que no hace falta decorarlos. Pero que se les puede poner chocolate, sirope, fruta... Ella los puso con frutos rojos, y para mí es el acompañamiento perfecto.
  8. La frescura de los frutos rojos le va genial.
  9. Se conservan muy bien en el frigorífico, pero antes de tomar, sácalos como una hora antes, para que resulten más tiernos y no tan fríos.
  10. Tanto con las obleas de empanadillas, como con la masa de hojaldre, quedan muy bien. 
 
ahora, juzgad. Pasteles de belem, pasteles de arroz... da igual como se llamen. ¡Que están riquísimos y en casa han gustado mucho! Y sobre todo, que son muy fáciles de hacer, que es lo que a mí me interesa.


11 jun. 2016

PIPIRRANA DE JAEN

Ingredientes:
  • 6 tomates muy colorados
  • 2 huevos cocidos
  • Un diente de ajo
  • Un trocito de pimiento verde
  • 2 cucharadas de AOVE
  • sal. Una pizca de comino (opcional)
  • Una lata de atún (opcional)
Preparación:
  1. Se pelan y pican los tomates. Reserva.
  2. En un mortero se machaca el ajo con sal y comino y el pimiento.
  3. Luego las yemas de los huevos y le añades el aceite
  4. Mezcla muy bien.
  5. La salsa la unes a los tomates y le pones las claras de huevo troceadas.
  6. Remueve y deja en el frigorífico.
  7. Puedes añadir el atún desmenuzado.
  8. Esta foto tengo que ponerla. Con mi madre, en mi casa, haciendo la pipirrana.
     
Paso 1. Aquí machacando el ajo con la sal,y contando mamá cómo se empieza a hacer la pipirrana
Paso 2. Aquí ya echamos el aceite de oliva virgen extra, "bastante" como dice mamá, que eso hace que ligue la salsita y esté más rico. El caldo de haber pelado y troceado los tomates, también lo mezcla en el mortero.
Paso 3. Picado ya el tomate y preparada la salsita que riega los tomates, se le pica la clara en trocitos pequeños. 
 Paso 4. Ya mezclamos con la salsa de huevo y aove, la sal y el ajo, y el poquito de pimiento, y lo ponemos a los tomates y la clara. Después añadimos el atún.